Como colocar cortinas y saber escoger las adecuadas para tu hogar

Claves para saber escoger las cortinas de tu hogar

Rate this post

Diseñadas para vestir tu hogar. 

Si hay un complemento que puede marcar la diferencia entre un hogar desnudo y sin alma y un hogar completo, son las cortinas.

No solo son capaces de hacer un cambio drástico en un ambiente. También pueden hacer que la luz que entra por la ventana tenga diferentes tonalidades e intensidades.

Escoger unas cortinas u otras no es algo sencillo; pues requiere un análisis previo, tanto del lugar donde se quieren poner, como del estilo decorativo que reine en el espacio. Pero… ¡Tranquilx! Vamos a guiarte para escoger las cortinas de tu casa, sea pan comido.

ejemplo de cortinas de Sedalinne

¿Cómo son las ventanas?

Hay ventanas pequeñas, ventanas grandes, ventanas que llegan del suelo al techo… Antes de elegir unas cortinas a lo loco es importante que te fijes en cómo son tus ventanas.

No solo para elegir la medida perfecta, sino para elegir el tipo de tela. No vas a usar el mismo acabado en una ventana en la que apenas da el sol, que en otra que recibe los rayos del sol las 24 horas del día.

Para calcular la cantidad de tela necesaria solo tienes que multiplicar el hueco de la venta por 2,5. Eso sí, todo depende del tipo de efecto que busques. Si, por ejemplo, quieres que sean más fruncidas, necesitarás más metros.

Elige bien el tipo de tejido

A la hora de elegir una cortina es relevante que te fijes en aspectos básicos como cuánto dejan pasar la luz, si son o no son ignífugas (imprescindible si son para un local o comercio) o su densidad.

El lino, por ejemplo, es una tela ideal para confeccionar unas cortinas. Ofrecen una caída natural que armoniza el espacio y le da un toque más sofisticado. Crea una atmósfera con brillos y un ambiente romántico que hará que los rayos de sol penetren y creen formas mágicas dentro del salón o dormitorio.

Telas como el tul o la muselina también pueden ser una opción ideal para convertirse en material de unas cortinas. Eso sí, sin olvidar los clásicos algodones y organzas.

¿Vas a elegir cortinas de color?

Si te decides por elegir cortinas con algún tipo de color es importante que tengas en cuenta cuál es el resto de decoración. El tono de la pared, de la tapicería o del resto de textiles del espacio pueden guiarte a la hora de escoger el tono perfecto.

Los colores neutros siempre van a ser una apuesta a seguridad, pero si quieres ser más original, usa un tono que sea de la misma gama cromática que la pared en un tono más o menos claro.

Si no quieres que las cortinas pasen de moda…

Opta por colores blancos o neutros y huye de los estampados. Las cortinas lisas nunca pasan de moda y saturan mucho menos el ambiente. Las cortinas claras siempre van a dejar pasar la luz mucho mejor, pero si eliges cortinas oscuras van a tener un mayor protagonismo.

Todo depende de lo que tú quieras.

ejemplo de cortina en tonos claros

¿Ya sabes cómo se van a sujetar?

Las barras de cortina siempre van a ser la opción más simple para que puedan moverse fácilmente. Esta opción es bastante personalizable porque puedes completar los extremos con unos remates decorativos.

También puedes optar por los rieles o mediante anillas.En esta última opción tienes muchos diseños. ¡Arriésgate!

Y si te decantas por utilizar trabillas, intenta ponerlas en cortinas que no tengas que abrir y cerrar muchas veces. No se deslizan con tanta facilidad que las anillas.

Transforma el espacio

Si quieres que tu salón parezca más alto de lo que es, puedes usar un truco muy sencillo: Pon las cortinas lo más pegadas al techo que puedas. Este efecto hará que tus techos suban medio metro, visualmente hablando, fácilmente.

Y si quieres que las ventanas parezcan más anchas de lo que son, solo bastará con que lleves sus extremos más allá de la ventana. De esta manera el efecto visual hará el de un amplio ventanal.

¿Cuánta luz tienes?

Si el espacio donde quieres colocar las cortinas está constantemente bañado por la luz solar, puedes colocar dos cortinas en lugar de una. Pero recuerda: para que esta combinación funcione es mejor elegir una cortina de base con un tejido ligero y claro. La corte superior podrá ser más gruesa y permitir que al cerrarla, tengas más intimidad.

Tan necesarias como elegantes. Las cortinas son capaces de cambiar la imagen de un espacio; además, nos protegen de miradas ajenas, nos permiten disfrutar de la luz del sol sin que sea excesiva…

Ahora ya sabes cómo puedes elegirlas y solo tienes que dirigirte a la ventana desnuda de tu hogar y pensar qué tipo de cortina encaja mejor y la llenará de vida. Aunque si tienes alguna duda, ponte en contacto con nosotros. ¿Hablamos?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Su información personal ingresada en este formulario de contacto será utilizada únicamente para el procesamiento de su solicitud. Al finalizar ésta, su información personal será guardada. Se puede encontrar más información dentro de nuestra Política de Privacidad.

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS

Responsable

REVERT SEGURA, C.B.

Finalidad

Será utilizada únicamente para el procesamiento de su solicitud

Legitimación

Consentimiento del interesado.

Destinatarios

No se comunicarán datos a terceros.

Derechos

Derecho de acceso, de rectificación, supresión, oposición, así como otros derechos indicados en esta política de privacidad.



Información adicional

Puede consultar más información en Política de Privacidad de nuestro sitio web en: https://www.sedalinne.com/content/aviso-legal