Renueva tu sofá con la llegada del nuevo curso

Con el comienzo del nuevo curso se realizan muchos cambios en casa: se quitan las colchas de verano y dan paso a las de entretiempo que pronto dejarán a su vez lugar para los nórdicos. Y en algunos hogares se cambian también las cortinas.

Es el momento de renovar la ropa y muchas personas aprovechan para darle un cambio a la casa, moviendo muebles o realizando algunos ajustes y cambios. Por ejemplo, justo antes de comenzar el cursos y aprovechando que todavía hace buen tiempo es una buena ocasión para pintar la casa y comenzar el año escolar con una imagen más limpia y fresca.

Si decides pintar tu sala quizás quieras cambiar de color y el que te apetece poner no encaja muy bien con la tapicería o la funda de tu sofá. Es el momento de renovar tu sofá pero sin cambiarlo, buscando fundas de sofá ajustables que encajen con la nueva imagen de la sala.

Dale a tu sala un aire totalmente renovado

Una mano de pintura, un cambio en las cortinas y una funda de sofá diferente y la sala parecerá otra. ¿Te apetece darle un aire retro a la casa? ¿O quizás quieres darle una apariencia más pop con mucho color? Tal vez este año hay un bebé en casa y queréis que todo tenga unos tonos más suaves y relajantes para que se sienta muy a gusto en la sala de estar.

No importa cuál sea el cambio, incluso si este implica la llegada de una mascota, un pequeño cachorro que no va a respetar el sofá y que tenéis claro que queréis que se siente a ver la tele con vosotros… ¡Hay una funda de sofá ajustable para cada necesidad!

Lo mejor de estas fundas es que son fáciles de colocar y que se adaptan a todos los modelos, solo hay que escoger bien la medida y gracias a su tela elástica encajará perfectamente. Quitará es igualmente fácil, así que se podrá lavar tantas veces como sea necesario.

Renovar la sala no tiene por qué ser caro, por muy poco dinero puede verse distinta y mucho más acorde con las nuevas necesidades o con el cambio de look que deseabais ver en esta habitación.

Protege tu sofá para que esté siempre impecable

No tenemos que llegar al extremo que se ve en algunas series televisivas en las que los sofás tienen fundas de plástico para protegerlos de todo roce, pero cuando se compra un sofá de buena calidad y se quiere que dure, las fundas son la mejor solución.

Existen los partidarios de que cuando algo se compra hay que usarlo y lucirlo y que si se ha elegido un sofá con una bonita tapicería ¿por qué cubrirla mientras esté en buen estado? Otros, prefieren tenerla siempre protegida y lucirla solo en determinados momentos.

Pero entre unos y otros están los que simplemente son precavidos, como los abuelos que colocan las fundas cuando saben que sus nietos estarán en casa y se ahorran así el pasarse toda la tarde sufriendo por si cae comida en ellos o si los rozan con los zapatos.

Con las fundas se garantiza que el sofá estará perfectamente protegido cuando es necesario y se puede lucir la tapicería el resto del tiempo. Una manera de poder disfrutar con los niños y no estar padeciendo por lo que pueda pasarle a nuestros muebles favoritos.

Una segunda vida para tu sofá

Si tu sofá está viejo, rozado o simplemente la tapicería está muy anticuada las fundas pueden darle una segunda vida. Hay sofás que tienen ya mucho tiempo pero que son muy cómodos, realizan perfectamente su función y además tienen la medida perfecta para el espacio que ocupan, por lo que cambiarlos no es una opción.

Tapizarlos los deja como nuevos, pero es una opción muy cara y tarde o temprano volverán a estropearse. Las fundas son muy prácticas porque además pueden quitarse y lavarse, manteniendo el sofá siempre impecable y porque pueden variarse tanto como se quiera, cambiando de sofá cada vez que se renueve la habitación, pero sin cambiar realmente de mueble.

Y también fundas de sofá ajustables para chaise longue

El chaise longue se ha convertido en uno de los tipos de sofá más solicitados. Permite acomodarse muy bien para ver la tele o leer con el máximo confort aunque, no podemos negarlo, también es el origen de muchos conflictos y carreras para ver quién lo ocupa.

El problema de estos sofás es que hasta hace poco no tenían fundas que se adaptaran a su peculiar forma, pero ahora ya disponemos de una gran variedad de modelos. Echa un vistazo a nuestro catálogo y descubre lo fácil que es darle una segunda vida al sofá, independientemente de la forma que tenga.

5 modelos de mantas estampadas para sofá que darán un lavado de cara a tu salón

Hay veces en las que ya sea porque nos hemos cansado o simplemente porque la decoración se ha quedado algo anticuada, nos apetece cambiar y darle un lavado de cara a nuestro salón, y es que no hace falta decir que todo, al final, acaba cansando. Lo que ocurre es que cambiar la decoración por completo es algo que requiere de un gran esfuerzo y de un importante gasto económico que no siempre nos podemos permitir.

Pero por suerte existen diferentes trucos que nos pueden resultar de gran ayuda para dar un cambio de aires a nuestro salón sin necesidad de hacer una importante reforma ni tener que cambiar todo el mobiliario por completo. Un claro ejemplo lo encontramos con las mantas estampadas para sofá, que sin apenas esfuerzo y con un mínimo desembolso económico, son capaces de cambiar la imagen de tu salón y darle ese lavado de cara que tanto tiempo llevas pensando.

Y es que no es un secreto para nadie que el sofá es uno de los principales protagonistas en cualquier salón, por lo que cualquier mínimo cambio que hagamos en él no pasará en absoluto desapercibido. Será uno de los mejores complementos para conseguir dar un salto de calidad y de estilo en tu salón de una forma  cómoda y sencilla. Continúa leyendo 5 modelos de mantas estampadas para sofá que darán un lavado de cara a tu salón